Seleccionar página

Instagram dio un gran paso hacia su evolución y apunta a una evolución que se basa en realizar compras en línea desde esta plataforma. Mientras que, Amazon se encuentra mirando desde una posición de debilidad.

Esta red social anunció que los usuarios podrán comenzar a comprar algunos productos directamente desde la aplicación, lo que transformará a la plataforma en una verdadera competencia de las tiendas en línea. Las grandes empresas como Nike y Zara, así como marcas más jóvenes como Outdoor Voices y Warby Parker son parte de las compañías que participan en el lanzamiento inicial.

La naturaleza visual que tiene Instagram es uno de los fuertes de esta aplicación por lo que las marcas apuestan en este espacio digital para conseguir que nuevas personas que descubran sus productos e inspirar a los compradores a codiciar lo que venden. 

Sin embargo, Instagram busca disminuir o cerrar por completo  la brecha entre el descubrimiento y la compra del producto. Sin embargo, en el camino tiene la oportunidad de hacer algo que ninguna otra red social, ni el mismo Amazon han logrado: construir un gran negocio dentro de una aplicación móvil basada en el impulso de compra.

Amazon facilita un tipo de comercio muy diferente, te da rápidamente lo que quieres cuando vas al sitio sabiendo exactamente lo que deseas. Un estudio reciente de Feedvisor afirma que el 74% de compradores online en los Estados Unidos van directamente a Amazon cuando están listos para comprar un producto específico.

No obstante, Amazon ha fallado repetidamente en convertirse en un destino para el descubrimiento de compras, o en el tipo de compra habitual en tiendas físicas donde se podría encontrar algo que no requieras pero que desees. Este tipo de compras es la que muchos estadounidenses aún consideran una forma de entretenimiento y que aún constituye una gran parte de las transacciones comerciales hoy en día.

Si bien la oportunidad para Instagram es grande, podría ser un riesgo. Durante años, los ejecutivos de la red social se han resistido a agregar la funcionalidad de compra. Y en parte evitar la publicidad invasiva, ya que su éxito no fue comercial. Ahora su rumbo es distinto y apuestan por la comercialización (anuncios) para agregar otra (comercio electrónico). 

La forma en que está diseñada la nueva función de compra, por el momento puede ayudar a protegerse contra esto: las marcas y minoristas involucrados en el lanzamiento inicial no pueden colocar productos “comprables” en los anuncios. Eso significa que la única forma en que los usuarios de Instagram puedan comprar los productos de una publicación de una cuenta que ya sean seguidores. 

Sin embargo, con el tiempo es probable que los anuncios de Instagram lleven la capacidad de compra. Ya que es una gran oportunidad para generar mayores ingresos.

Por otro lado, los riesgos también existen en el lado comercial de la ecuación. A algunos negocios les puede gustar la configuración actual en la que los usuarios de Instagram suelen ser redirigidos al sitio web de la marca al hacer clic en un producto. Eso le permite al comerciante mostrar a un potencial comprador más productos, lo que generalmente hace que el comercio electrónico sea más rentable. Por ahora, los usuarios de Instagram solo pueden comprar un elemento a la vez directamente en la aplicación.

A pesar de los riesgos, Instagram tiene la oportunidad de crear una plataforma masiva en línea para realizar compras de descubrimiento. Y el hecho de que Amazon haya fracasado hasta ahora en esta área es una excelente oportunidad. 

¿Consideras que esta nueva funcionalidad de la aplicación aleje a algunos usuarios de Instagram?

Redacción Publicitaria + Instagram MarketingPreventa hasta el viernes 29 de noviembre
Workshop Community ManagementRegistro

Formulario Instagram Marketing

Taller de Instagram

You have Successfully Subscribed!

Formulario CM

Taller de Community Manager

You have Successfully Subscribed!