A finales de enero del 2018, se registró la primera detonación de un coche bomba en retén policial de San Lorenzo, Esmeraldas, dejando 14 policías heridos. El 16 de marzo del 2018, en la madrugada se registró una explosión de un artefacto de fabricación casera cerca del retén naval de Borbón de la Armada del Ecuador, en el cantón Eloy Alfaro de la provincia verde. Dos días después dos uniformados que eran parte de una patrulla militar que hacía controles de rutina en el sector de El Pan, también perteneciente a San Lorenzo, resultaron con heridas menores, en especial traumas acústicos por la detonación de lo que serían morteros artesanales.

El 20 de marzo también hubo una detonación de un artefacto explosivo colocado en una carretera, cerca del río Mataje, donde se realizaban operativos militares, donde tres infantes de marina murieron al instante, uno quedó de gravedad y semanas más tarde se confirma su muerte.

La crisis se agravó el 26 de marzo con el secuestro de tres periodistas del diario El Comercio, quienes cubrían un reportaje sobre los hechos que se estaban suscitando en Mataje y sus cercanías. El primer mandatario de Ecuador, confirma la muerte de este equipo periodístico tras 18 días de retención en manos de alias ‘Guacho’. Moreno posteriormente, ofrece una recompensa a quien de información del paradero del presunto cabecilla de estos atentados y secuestros, además de un plazo de 10 para su entrega a la justicia de Ecuador, que vence el jueves 26 de abril.

Luego de este breve recuento, les expongo lo siguiente, que corresponde netamente a mi OPINIÓN.

Sin opacar al gobierno ecuatoriano y a todos sus ministros que están delante de esta situación inesperada para el país, yo considero que lo que se hizo es lanzar más leña al fuego, como se dice popularmente, supongamos que yo fuera ‘Guacho’, estaría riéndome delante de un televisor, viendo las noticias, escuchando semejante cosa. Por dos puntos, Walter  Artízala maneja una cantidad semanal de 25 millones de dólares, gracias al narcotráfico, y la recompensa es de 230 mil dólares, que no equivale ni a la mitad del dinero que manipula cada 7 días. Segundo, no me entregaré porque en la selva (donde estoy), es un lugar donde sólo yo lo conozco.

En todo caso, los ojos del mundo están en Ecuador, gracias a una violencia, a los secuestros y a sucesos de los que los ecuatorianos no estamos acostumbrados. En la actualidad una pareja se encuentra secuestrada hace ocho días, no quiero pensar mal ni dar malos presagios, pero quizás no sobrevivan a esto.

Esta situación crítica se da en la zona de Mataje, San Lorenzo y Nariño, localidades ubicadas al norte de Ecuador, se dice que esta situación ya tiene un historial de varios años. No puedo confirmarlo a ciencia cierta, pero corresponde a una buena fuente.

A pesar de todo, siempre hemos sido un país garante de paz, donde los conflictos no han sido pan de cada día, pero en la actualidad las amenazas de bombas, explosiones y secuestros son a menudo varias cosas de lo que alimentan las noticias a diario.

Silvia Dume,

× ¿Cómo puedo ayudarte?